La afeitada


Esta actividad cotidiana puede ser un martirio para muchos porque irrita la piel. Para aliviar el malestar y mejorar la piel, se recomienda usar la siguiente loción:

Loción para la afeitada

  • Ponga cuatro cucharadas de romero seco en una coca y vierta encima un pocillo de agua caliente.
  • Añada una cucharadita de aceite de almendras.
  • Bata hasta que todos los ingredientes estén bien mezclados. 
  • Pase la mezcla por un cedazo para colar.
  • Guarde en una botella para usar después de cada afeitada.

Colonia de hierbas

  • Ponga una cucharada de hojas de menta fresca y una de romero a remojar en una copa de vodka. 
  • Raspe la piel de una naranja y de un limón y añada la raspadura a la mezcla. Revuelva bien y deje reposar. 
  • Aparte, prepare agua de rosas. Para hacerla, ponga en una coca dos puñados de pétalos de rosas rojas secas y vierta en ellos media taza de agua hirviendo. Mezcle bien los pétalos y cuele en un cedazo fino presionando los pétalos para extraer el máximo posible de agua. 
  • Mezcle el agua de rosas con las hierbas en vodka y deje reposar por una semana. Agite todos los días. 
  • A la semana, cuele y envase la preparación en una botella para usarla como colonia después de la afeitada.