Las personas

En el mundo existen miles de millones de personas. Muchas de esas personas son niños y niñas grandes y pequeños, y otras son personas mayores, todas distintas, ya sea por lo que piensan o por lo que creen, o porque se distinguen por su apariencia: gordos, delgados, altos, bajos, calvos, peludos, negros, blancos o coloreados.

Cuando hablan, todas esas personas dicen Yo, por que todos los yo son personas y, como tales, hay muchas cosas en las que se parecen. Todas las personas tienen un cuerpo y un espíritu y vinieron al mundo de una misma manera. Todas sienten cariño por alguien, lloran, ríen, se ponen nerviosas, felices, bravas o tristes.

Todos los yo se parecen, pero sólo yo soy como yo. Yo tengo un color de piel exacto al mío, un lunar en la punta del pie, dos remolinos en el pelo, una cicatriz en la rodilla derecha, una nariz grande y siento emoción cuando veo a mi perro.

Yo tengo un camino propio, una tarea que hacer y una misión que cumplir. Yo tengo una familia, unos vecinos, un municipio y un país que necesitan de mí.



Volver